El hundimiento de las criptomonedas, arrastra consigo, de forma inesperada, a muchos influencers

el-hundimiento-de-las-criptomonedas,-arrastra-consigo,-de-forma-inesperada,-a-muchos-influencers

Creo que podemos hablar de que ha habido una implosión en muchas criptomonedas, muchas de ellas han pasado a valer cero casi de la noche a la mañana. En los últimos años, muchos influencers y famosos se estaban metiendo en promocionar diversas criptomonedas. Desde Matt Damon en la Superbowl hasta youtubers poco conocidos, parece que todo aquel que atraía atención, tenía a algún criptonegocio deseoso de darle dinero para promocionarlo.

Pero con una explosión y con decenas de personas habiendo perdido sus ahorros de toda la vida en tal o cuál criptomoneda sólo porque la promocionaba un famoso, ¿vamos a quedarnos quietos? Y es más ¿vamos a seguir creyendo a gente porque tienen un canal de YouTube? Parece que sí, no es raro encontrar que prácticamente cualquier vídeo en YouTube incluye promoción de un producto, muchas veces siendo productos de inversión.

Usar a personas famosas que llaman la atención, no es una estrategia nueva. Deportistas, actores, artistas… No obstante, depende de lo que promocionen. Un reloj promocionado por Fernando Alonso seguirá dando la hora unos años o una aerolínea promocionada por Jennifer Anniston nos llevará al destino con más o menos comodidad, pero un producto que nos promete hacernos ricos…. Aquí estamos hablando de harina de otro costal. Promocionando activos de inversión poco fiables, los influencers pierden credibilidad, no sólo por lo que aquellos hayan invertido, sino por la credibilidad que pierden que puede afectarles en próximas campañas publicitarias.

Pump and Dump

Youtube 1719926 1280

Pump and Dump es un modo muy antiguo de hacerse rico. Constituye en hacer subir el precio de un activo estratosféricamente y cuando este es alto, vender todas las acciones del mismo. No lo defino yo, sino que así lo hace la revista Time hablando de las Alt-Coins. Afirman que lo habitual es que para una nueva Alt-Coin, el influencer obtiene varios tokens y luego la promociona en sus redes sociales hasta el hartazgo meintras que va deshaciendo su posición. También lo comenta para los NFTs. El youtuber Paul Logan, promocionó la Dink Doink, que en poco tiempo había caído a un 85% del valor, sin desvelar sus intereses en la misma.

A Jordan Belfort, el que inspiró la película de “El lobo de Wall Street” le ofrecieron 250.000$ por cambiar su avatar en Twitter por un NFT, oferta que rechazó. Su socio Matt Hirshcberg afirmó que se querían ser parte de cosas que existían básicamente para separar al público de su dinero y que había llegado a oír de ofertas de diez millones de dólares sólo por involucrarse. Supongo que Belfort después de haber pasado por carcel, quiere tener cuidado.

Los organismos reguladores empiezan a meterse en esto asuntos. Según la SEC (organismo regulatorio de EEUU), esta multó al boxeador Floyd Mayweather Jr y a DJ Khaled debido a que no habían hecho público habían recibido dinero de tres emisores de ICOs, incluyendo 100.000 y 50.000 dólares respectivamente de Centra Tech Inc para promocionar la ICO de Centra a sus seguidores en Twitter.

Kim Kardashian, Floyd Mayweather Jr y Paul Pierce junto con otras personas famosas han sido denunciadas conjuntamente con los fundadores “EthereumMax” por participar en una estafa “pump and dump”, promocionando a sus millones de seguidores la criptomoneda Ethereum Max con el objetivo de deshacerse de sus posiciones cuando estas subieran de precio, según recoge el Wall Street Journal. Se cree que Floyd Mayweather y kim Kardashian han podido ganar millones promocionando distintos criptoactivos. Según la acusación, Pierce recibió quice billones de tokens de EthereumMax antes de promocionarlos y se deshizo de ellos después de promocionarlos. El abogado de kardashian afirma que las acusaciones no tienen fundamento, mientras que por parte de Mayweather y Pierce no ha habido una declaración al respecto.

Laptop Gbe09ab8ee 1280

Esto puede estar afectando a la credibilidad de los influencers, con algunos quejándose de que les es difícil encontrar un proyecto honesto con el que monetizar sus redes sociales (otros afirman que el marketing de influencers sigue siendo más efectivo que el normal). De momento en la industria podrían suponer que see han pasado, cuando han llegado a acuerdos con deportistas como LeBron James y Jimmy Butler para educar a menores en los riesgos de los criptoactivos.

En Argentina no son raros los casos de influencers impulsando alguna criptomoneda, como el caso de Vayocoin. En España hemos tenido el caso de Andrés Iniesta, que publicó en sus cuentas en redes sociales como estaba usando una plataforma para invertir en criptomonedas. Esa promoción reconoció la plataforma que había sido pagada y la CNMV advirtió del peligro que tienen estos activos. En España se prohibió en su momento que los personajes públicos hicieran anuncios de casas de apuestas, como ha sido el caso de José Coronado, Carlos Sobera o Rafa Nadal. Pero no ha habido intromisión en productos financieros, como hemos dicho alguna vez y no sabremos si se prohibirán también la publicidad en criptoactivos.

Pregunta a los lectores: cuándo un influencer promociona un producto o servicio ¿sospecha del mismo o le parece de fiar?